El tiempo - Tutiempo.net
Martes, 30 Julio 2019 19:02

El gobierno desmintió que esté privatizado el monitoreo de cámaras de seguridad

Lo había denunciado el diputado del Frente Renovador Jorge D'Onofrio. También había deslizado esa posibilidad el precandidato a intendente Federico Achával. “No hay nada que se le parezca”, disparó el Jefe de Gabinete de Ducoté, Juan Pablo Martignone. Quien además señaló que en materia de seguridad el distrito "está mucho mejor que años anteriores".

El gobierno del intendente Nicolás Ducoté negó que se haya privatizado el servicio de monitoreo de cámaras, según denunció el diputado del Frente Renovador Jorge D'Onofrio.

 

D'Onofrio fue más allá, y no solo advirtió sobre la tercerización del servicio, sino también en “negociados” que estaría haciendo el jefe comunal “con amigos” en torno a la seguridad, como el alquiler del edificio donde funciona el Centro de Operaciones Municipales (COM).

 

“Ducoté montó un gran negocio de la seguridad para favorecer a sus amigos y dejó indefensos a los vecinos de Pilar. Destinó los recursos en seguridad a pagar alquileres millonarios para el COM. Además las cámaras en lugar de ser propiedad del municipio, son de una empresa privada a la cual le pagamos millones para administrar el sistema. Ducoté privatizó la seguridad municipal”, añadió el dirigente massista.

 

Las cuestionamientos de D'Onofrio, a los que también se sumó el edil y precandidato a intendente Federico Achával, quienes hablaron de una partida de 30 millones de pesos para tal fin, fueron rechazados por el jefe de gabinete de la Comuna, Juan Pablo Martignone.

 

“No hay nada que se le parezca a una privatización o tercerización de servicios de monitoreo. Hay una partida de 30 millones que dice Centro de Operaciones; donde aparece el alquiler, la luz, el mantenimiento del edificio, las licencias de software, la licitación por 12 millones de pesos, que ya se hizo, de los pórticos de seguridad con lectores de patentes. No sé si se refieren a esa partida, pero no hay nada privatizado”, aseguró Martignone.

 

“Lo único que pagamos son las licencias de software del sistema que controla las cámaras, serán unos 7 u 8 millones al año. Pero el personal que controla las cámaras es estatal, las grúas y los trabajadores que hacen el mantenimiento son municipales, así que la verdad no hay nada ni remotamente parecido a una privatización”, insistió el funcionario.

 

-También se habló en varias oportunidades del alto costo del alquiler del COM, y que el edificio estaría vinculado a funcionarios o exfuncionarios municipales ¿Qué responden a eso?

-Si consiguen un edificio mejor que este, que nos digan. Estaría bueno recordarles a D'Onofrio y Achával lo que era el COM antes, con apenas 250 cámaras. Acá tenemos mil, y coordinamos fuerzas como SAME; Bomberos, las policiales, y se paga un alquiler en línea con el tamaño del edificio (más de 1 millón de pesos). Y si creen que hay alguna irregularidad o negociados, que vayan a la justicia y denuncien. Pero ya les digo que, como todo lo que hacen desde la oposición, va a quedar en la nada-, respondió el jefe de gabinete.

 

-¿No hay una situación delictiva que pese a las herramientas no se logra resolver? De hecho en la Provincia subió el delito el año pasado...

-Los datos nos dan que en los últimos 3 años venimos mejorando. El delito es un fenómeno que nunca va a dar cero, no hay una solución perfecta. Y lo que tenemos que hacer es compararnos con los municipios vecinos. Y en ese sentido obviamente estamos peor que municipios que están más adelante como Tigre, San Isidro y Vicente López, que ya tienen desde hace más años políticas activas, y mucho mejor que Moreno, General Rodríguez, José C. Paz y Escobar, que vienen corriendo desde atrás, al igual que nosotros.

 

-¿Pero comparados con nosotros mismos?

-Estamos mucho mejor de lo que estábamos. La estadística de seguridad son complejas, porque en la cantidad de delitos entra en juego qué cantidad de denuncias hay. A mí me gusta mucho un número que hay que dice que de los delitos que se cometen en Pilar, casi un 80% se resuelven. Y eso tiene que ver con el uso de más tecnología, las cámaras, porque luego nos permite saber qué pasó. Y si resolvemos gran parte del delito, el que quiere delinquir en Pilar lo va a pensar dos veces. Claramente no estamos en el lugar que queremos, se necesitan 4 años más de inversión sostenida y de sumar más policías, porque si bien hemos recibido nuevos efectivos, otros se dan de baja porque la fuerza se va depurando y quedamos empatado hace 4 años.

 

-Hay casos que se siguen dando, como ocurre en Villa Morra donde los vecinos se van a manifestar por una seguidilla de robos que no se frena. ¿Qué se le dice a esas personas?

 

-Primero pedir disculpas por no haber llegado antes, nunca vamos a estar satisfechos y estas cosas nunca son aceptables. Tenemos a su vez más herramientas tecnológicas, como alarmas, aplicaciones en los teléfonos que nos dan alertas, para usar en esas zonas. Es un camino que se recorre permanentemente y sirve y mucho que los vecinos manifiesten lo que sucede para poder actuar.

 

 

“No hay que cambiar de caballo a la mitad del río”

Martignone, además, apuntó contra Achával, a quien acusó de “solo denunciar porque no tiene ideas o propuestas".

 

“Denuncian y solo critican porque no tienen propuestas. Esta es una oposición que intentó frenar que en Pilar haya asfaltos, un nivel de locura que tiene que ver con carencia de ideas”, planteó Martignone, a la oposición, en rigor, no a las obras en sí mismas sino a la metodología de pago de un crédito que se obtuvo por parte del Banco Nación: 600 millones de pesos con tasa del 7% anual, a pagar a 15 años, con un capital que se actualiza por Unidades de Valor Adquisitivo.

 

“Achával de lo único que habla son de temas nacionales, pareciera que se está candidateando a Presidente, no habla de cuestiones locales. Él, cuando fue parte del gobierno anterior no hizo ni una cuarta parte de lo que dice que habría que hacer. Y Nico, les guste o no les guste, rompió todos los récords en la cantidad de asfaltos, veredas, llevó obras hasta el último de los barrios, multiplicó por cuatro la cantidad de cámaras, duplicó los patrulleros, construyó un hospital desde cero por primera vez en 30 años, una escuela nueva casi cada 6 meses”, enumeró el jefe de gabinete.

 

“El nivel de obra que ha metido Nico en la calle es muy grande, en un distrito donde por supuesto falta todo por hacer. Pero no creo que a los pilarenses nos vaya a ir mucho mejor cambiando de caballo ahora en medio del río y volviendo a usar el mismo que no nos llevó a ningún lado hace unos años”, concluyó.

 

Te puede interesar Política